Manifiesto para la ansiedad: vive el hoy y el presente

La ansiedad nos quita el placer de vivir el presente pero no hay que hacer grandes cosas para poder disfrutarlo.
Manifiesto para la ansiedad: vive el hoy y el presente

Estarás de acuerdo conmigo, que un rasgo común en la ansiedad es el hecho de adelantarnos a escenas que sólo ocurren en nuestra mente. He vivido situaciones así y cuesta despegar un evento de sus posibles resultados negativos pero tienes que saber que lo que imaginas no sucedió aún y no se repetirá porque tú no eres el mismo del que fuiste ayer. Cada momento en tu vida es diferente.

No te preocupes por lo que sucederá, suelta la incertidumbre y confía. El hoy y el presente es lo único que tenemos seguro y no es necesario viajar a un lugar paradisíaco o estar alejado del ritmo de vida diario para sentir que esos momentos están para aliviar tensiones y recordarte que puedes disfrutar de detalles que están al alcance de tu mano.

Te comparto las acciones que estoy segura, te podrán ayudar a vivir en el aquí y el ahora:

  • Para celebrar el hoy primero hay que ser conscientes de nuestra finitud, el mañana no existe como tal. Este momento no vuelve y es único y por eso la vida se vuelve interesante, porque detrás de un momento pueden suceder muchas situaciones inesperadamente hermosas.
  • Al despertar debo agradecer por el sol, por oír y por hablar, sentir la vida que respira.
  • La única verdad es la que mi corazón alberga y mi mente clara y libre de prejuicios defiende. Ser auténtico requiere de armonizar nuestras acciones con lo que nos dicta el corazón. Si ya lo haces, entonces estás honrando tu vida y al presente.
  • No debe existir un exceso de realidad virtual; lo real es lo que experimentamos con todos nuestros sentidos, no sólo uno. Lo virtual desvirtúa. Vive la naturaleza y valora el placer de lo simple. Observa un pájaro posarse en una rama, contempla un atardecer de vez en cuando, huele la lluvia y duérmete junto a su ruido. La naturaleza es sinónimo de vida y forma parte de nosotros y admirarla nos convierte en seres humanos más conscientes y nobles.
  • Somos un espejo del mundo que aprendimos y lo reflejamos; no nos comportemos como si fuéramos más importantes que el resto porque no lo somos y su dolor no nos debe de ser indiferente. Ser empáticos y demostrarlo con pequeños gestos es parte de nuestro crecimiento interno emocional siempre y cuando no nos olvidemos de nosotros en el camino.
  • Se debe mirar a los ojos cuando hablamos con otra persona; eso demuestra confianza, sinceridad y transparencia en nuestro decir.
  • Por favor, perdón y gracias tienen que estar presentes en todo momento.
  • Las muestras de cariño alimentan el alma y hacen feliz a los demás. Entonces, ¿por qué no decir te quiero con más frecuencia? ¿O por qué no decirte te quiero a ti luego de cada acierto o en cada intento a pesar que el resultado no sea bueno? Luchar es de valientes y tú eres uno.
  • Las acciones cotidianas tienen que estar teñidas de un deleite profundo y visceral: cantar hasta creer que nuestra voz termine con la tristeza, reír sin razones, saborear cada bocado como si fuera la última comida, bailar con la libertad del viento, leer hasta olvidarnos del reloj, besar con una pasión y una magia que no pueda hallarse ni en la mejor ficción.
  • Celebrar los afectos y no irse a dormir con rencores ni sinsabores; lo negativo tiene fecha de vencimiento. Esto puede causar un mal descanso y elevar los niveles de tensión en el cuerpo. Di lo que sientes o piensas porque la mejor forma de solucionar conflictos es a través de la comunicación, contigo y con los demás.
  • Y, por último, comprender que el amor bajo cualquiera de sus formas es lo que nos acerca a disfrutar el presente plenamente, ya sea amor por ti como por una mascota, un familiar, un amigo o una pareja. Si hoy hiciste algo diferente para sentirte más amado/a entonces celebraste este momento que te tocó vivir y eso es ganarle una batalla a la ansiedad.

Este manifiesto para la ansiedad, no intenta solamente establecer máximas para aquellos que deseen cumplirlas. Su propósito también es enseñar cómo conectarnos con la realidad tangible de manera tal que constantemente vayamos en busca del cofre lleno de tesoros que nos ofrece la vida y el cual la ansiedad nos escondió pero que, afortunadamente, nosotros mismos tenemos la llave.

Contenidos relacionados

Gratuito

Lo primero que necesitas saber de la ansiedad

Comprende por qué y para qué estás teniendo ansiedad. Es una guía gratuita que te da respuesta a las principales preguntas de la ansiedad
Ebook gratuito Lo primero que necesitas saber de la ansiedad
Gratuito

Educando a nuestros hijos a través de la conexión

Te acompañamos a entender cómo puedes generar un vínculo estrecho con tus hijos para beneficiar su desarrollo.
Ebook Desansiedad Educando a nuestros hijos a través de la conexión
No estás solo

Obtén ayuda profesional de quienes han superado la ansiedad