Psicólogos online

Terapia psicológica para el duelo: ¿Cómo sanar con este asesoramiento?

Cuando alguien cercano a nosotros muere, se siente como si todo nuestro mundo se derrumbara. El dolor de la pérdida puede ser abrumador, y es natural querer hacer todo lo posible para que el dolor desaparezca.

Si estás atravesando por esta situación, la terapia psicológica para el duelo puede resultar muy útil para ti, ya que este tipo de asesoramiento puede ayudarte a comprender y afrontar tus emociones y, finalmente, a curarte de la pérdida.

En esta entrada del blog hablaremos de lo que es la terapia psicológica del duelo y de cómo puede ayudarte a sanar de una pérdida devastadora.

Para empezar, ¿a qué nos referimos con duelo?

El duelo es el proceso psicológico que todos pasamos tras vivir una pérdida.

Normalmente, asociamos al duelo con la muerte; sin embargo, abarca muchas otras áreas, por ejemplo: terminar una relación de pareja, cambiar de ciudad, casa o trabajo, enfermedades graves o discapacidad,  y también el fallecimiento de alguna persona o mascota.

¿Cómo se vive un duelo?

La experiencia del duelo es única para cada individuo, y no hay una forma correcta o incorrecta de hacer el duelo.

Algunas personas pueden sentir una serie de emociones intensas, como la tristeza, la ira, la culpa, el miedo o el vacío; no obstante, otras pueden no sentir ninguna emoción en absoluto.

Algunas personas pueden encontrar que lo afrontan muy bien en las primeras etapas, pero luego se topan con un muro. Otras pueden no afrontarlo del todo bien e incluso tener pensamientos suicidas. Si te ocurre esto, es importante que busques ayuda profesional inmediatamente.

El duelo puede durar semanas, meses o años después de la pérdida, pero la mayoría de la gente empieza a sentirse mejor con el paso del tiempo.

¿Cuáles son las fases de un duelo?

En el proceso de duelo pasamos por 5 fases o etapas que se presentan en mayor o menor intensidad y duración. Y aunque pueden vivirse de forma sucesiva, no siempre funciona de esa manera, ya que cada proceso es único.

Etapa uno: NEGACIÓN

Cuando vivimos una pérdida, se produce en nosotros de forma inmediata la respuesta de negación.

Es una sensación de irrealidad o incredulidad. De alguna manera, es como si te quedaras congelado en pensamiento, emoción y cuerpo. 

Etapa dos: IRA

Cuando la sensación de “congelamiento” o irrealidad se va pasando, comenzamos a contactar con la ira, la frustración, la culpa y la impotencia; esto hace que queramos atribuir la responsabilidad de lo que ocurrió a terceras personas o, por el contrario, hacernos completamente responsables a nosotros mismos.

Etapa tres: NEGOCIACIÓN

En esta fase, buscamos formas para cambiar la situación que vivimos, al mismo tiempo que intentamos contactar con la realidad.

Etapa cuatro: DEPRESIÓN

Es importante saber que, aunque esta fase se llama así, no es porque vamos a vivir una depresión patológica; más bien, se llama de esta manera porque en ocasiones viene acompañada de profunda tristeza, desesperanza, desconsuelo, nostalgia, tendencia al aislamiento y hasta pérdida de interés. 

Etapa cinco: ACEPTACIÓN

Esta es una etapa de más tranquilidad, calma, amor y de comprensión mental y emocional. Aquí nos sentimos cada vez más reconciliados con lo que pasó y con nosotros mismos. 

Ahora veremos cómo se trabaja con cada una de estas etapas en las terapias psicológicas.

¿Cómo se trabaja el duelo en terapia?

En terapia es importante que, en cada etapa que vivimos, logremos reconocer las diferentes emociones y sensaciones que las acompañan. 

Dentro de la terapia, es en la fase de negación donde damos el primer paso hacia la aceptación, en donde vemos y reconocemos el evento que estamos viviendo. Aquí también comenzamos a abrir el camino para reconectarnos con nosotros, con nuestro cuerpo, con las emociones y los pensamientos que se vayan poco a poco presentando.

Una vez dentro de la fase de la ira, lo principal en las sesiones terapéuticas es trabajar con los pensamientos distorsionados, con la energía atrapada en el cuerpo y con la expresión de palabras que se nos han quedado contenidas. 

En la fase de negociación es importante lograr comprender qué es lo que está sucediendo en nuestro entorno y dentro de nosotros; en terapia fomentamos aún más la expresión de aquellas ideas “fantasiosas” que podemos tener presentes para que, a nuestro ritmo, entendamos cuál es ahora nuestro presente. 

Asimismo, una de las cosas más importantes que hacemos dentro del proceso terapéutico al llegar a la fase de depresión es lograr tener un espacio en donde nos sintamos a salvo para expresar todo el dolor que tenemos, con el fina de que no haya vergüenza o pena, que estemos seguros de que no seremos juzgados.

También se busca que, por medio de las lágrimas y el contacto más lento con nuestro cuerpo, le demos voz a las emociones que necesitamos soltar.

Por último, la aceptación es la meta del proceso terapéutico con el duelo, ya que aquí es donde podemos lograr comprender todo lo que hemos vivido para así crecer y aprender de esta experiencia y poder vernos con una mayor compasión. 

Es necesario recordar que un proceso de duelo es completamente personal y la forma en la que lo vivas dependerá también de tu país, cultura, creencias, familia y apoyo que tengas. 

¿A qué terapia puedes acudir si estás atravesando un duelo?

Hay muchos tipos diferentes de terapia psicológica para el duelo, pero algunos de los más comunes son la terapia cognitivo-conductual (TCC), la terapia de resolución de problemas y la psicoterapia interpersonal.

Terapia cognitivo-conductual (TCC)

Es un tipo de asesoramiento que te ayuda a comprender cómo tus pensamientos y sentimientos influyen en tu comportamiento.

La TCC puede ser útil para gestionar las emociones difíciles y ayudarte a afrontar mejor las situaciones de estrés.

Terapia de resolución de problemas

Se centra en resolver los problemas que pueden haber contribuido a la muerte de la persona, como la sensación de agobio o impotencia. Este tipo de terapia puede ayudarte a recuperar la sensación de control y dominio sobre tu vida.

Psicoterapia interpersonal

Por último, la psicoterapia interpersonal consiste en ayudar a las personas a comprender sus relaciones con los demás y cómo han cambiado estas relaciones desde la muerte. Este tipo de terapia puede ayudarte a reconectar con amigos y familiares, a recuperar la confianza y a reconstruir las redes de apoyo.

En Conclusión

Si estás viviendo un duelo y quieres explorar la terapia psicológica como opción para sanar tu corazón, ponte en contacto con nosotros. En Desansiedad habemos muchos profesionales de la salud mental que te podemos acompañar en el proceso según tus propias necesidades.

Recuerda que no hay una forma "correcta" o "incorrecta" de hacer el duelo, y que el proceso lleva su tiempo. Sé paciente contigo mismo y permítete sanar a tu propio ritmo.

Antes de despedirnos, queremos recordarte que toda la información que aquí te compartimos, así como las recomendaciones que hacemos, no sustituyen lo que es una terapia psicológica o un diagnóstico. Por lo que te invitamos a buscar ayuda profesional para encontrar la guía adecuada.


Este texto lo hizo desde cero la psicóloga Amanda, sólo se corrigió y se complementó con Jasper.

Logo Desansiedad
Mira el podcast con video en youtubedesansiedad facebookicono des instaframDesansiedad Spotify

Somos especialistas en el tratamiento de la ansiedad a través de cursos en línea, terapias en línea, retiros y libros que permiten a miles de personas en el mercado de habla hispana, recuperar su bienestar.

Política de PrivacidadTérminos y condiciones
El nombre y logotipo de Desansiedad son marcas registradas.
💜  Hecho en México - 2022
Logo Desansiedad
Mira el podcast con video en youtubedesansiedad facebookicono des instaframDesansiedad Spotify

Somos especialistas en el tratamiento de la ansiedad a través de cursos en línea, terapias en línea, retiros y libros que permiten a miles de personas en el mercado de habla hispana, recuperar su bienestar.

Servicios

Recursos

Nosotros

💜  Hecho en México - 2022
Política de PrivacidadTérminos y condiciones
El nombre y logotipo de Desansiedad son marcas registradas.