¿Te da ansiedad por mirar a alguien a los ojos?

El miedo puede ser tanto que nos hace sentir que hay algo mal en nosotros o en los demás, y el pensamiento fantaseoso contribuye haciéndonos creer que cualquiera que sea esa cosa mala será expresada a través de la mirada. Cuando en realidad, lo que te está pasando, es que te sientes incómodo y temoroso ante el contacto con los demás, porque sientes que te pueden rechazar, criticar, hacer daño, o tú hacer daño a los demás.

Todo esto viene porque en tu interior hay dos principales cosas: mucho miedo, y una baja confianza en ti mismo y en los demás. Y por alguna razón, el miedo y la desconfianza buscaron su cauce y encontraron que mirar a los ojos, socializar y estar en contacto con otros o ser visto, es peligroso.

Pero no es peligroso, no les pasarás nada a través de tu mirada ni viceversa, lo que pasa es que quizás, te da miedo que descubran el malestar que estás escondiendo, malestar que probablemente escondes porque sientes que no deberías de sentirte así, que estás mal por "ser así" y que los demás no deben de sufrir por tu culpa.

He platicado con algunas personas con quienes hemos descubierto que su miedo a mirar a los ojos tiene que ver con un deseo a ser visto, un anhelo escondido de llamar la atención, decir algo importante a los demás, ser reconocido por sus atributos o simplemente, ser visto. Como sabes, a veces nuestros miedos esconden necesidades y anhelos, quizás no fuiste lo suficientemente visto, o quizás aprendiste a llamar la atención para sentir que existías en tu nucleo familiar.

Cualquiera que sea el caso, creo que el miedo a ser visto en realidad significa que necesitas aprender a lidiar con la incomodidad que te produce el contacto social, asumir que sí quieres tener ese contacto y conexión con otros, y poco a poco, irte enfrentando a hacerlo.

Pero, ¿por qué genera incomodidad el contacto social? 

Puede ser que seas muy sensible y empático, y sientas mucho las emociones o la actitud de las otras personas, y eso lo percibas como si estuvieras en una discoteca con luces y sonido, o sea, sobre estimulante, y que esa sobre estimulación empática o emocional no te permita estar relajado y tranquilo mientras que estás con otros.

Otra razón puede ser que tengas creencias equivocadas en tu almacén mental de creencias, que te dicen que tienes que ser como los demás, que tienes que ser bien visto, aceptado, amado, reconocido y dar siempre la mejor de las impresiones. A la mejor creciste en un ambiente familiar, social o escolar que se preocupaba mucho por las apariencias ¿quién no cierto? pero, a la mejor, tú te lo tomaste más en serio y te afecto de más, y sigues viviendo bajo esas falsas creencias y expectativas.

También existe la razón que normalmente prevalece, y es que estés necesitando mejorar y aumentar la confianza en ti y tu autoestima, pues si hay algo en ti que a ti no te gusta, que te hace sentir avergonzado, entonces, te dará miedo que los demás lo descubran y pensarás que lo verán tan sólo al verte a los ojos.

¿Qué implica el contacto visual? 

Socialmente manejamos mucho la información de que "mira a alguien a los ojos y mirarás su alma", y sí, y no. A veces sí puedes sentir algo de la otra persona al ver su mirada, pero eso que sientes, casi siempre es producto de tu propia proyección mental.

Por eso hay personas que sentirán una cosa al ver tu mirada, y personas que sentirán otra cosa totalmente diferente. No depende de ti, y no tienes que modificar ni mejorar tu mirada. Más bien, se trata de dejarla ser.

Pero sí es un hecho que a través de la mirada de cierta forma nos relacionamos con los demás, y podemos "decir cosas con la mirada", pero quizás, no las cosas que crees que los otros pueden escuchar de tu mirada, las cuales en este momento seguramente nada más aluden a cosas negativas.

Y si ese fuera el caso, que vieran tu tristeza, tu ansiedad a través de tu mirada... ¿cuál sería el problema? ¿no será acaso eso lo que estés necesitando? ¿que alguien mire en tu corazón lo que estás viviendo? 

¿Qué hacer para poder mirar a los ojos a los demás tranquilamente? 

  1. Primero que nada, reconocer que los demás no son adivinos como para adivinar tu estado emocional, y que además, si lo adivinaran y supieran cómo estás y vieran todos tus defectos, y te rechazaran, no tendrías por qué tomarlo personal, pues es su asunto si se incomodan con lo que ven en tu mirada, no el tuyo. 

  2. Saber también que aunque seamos empáticos y sensibles, no tienes tanto poder como para pasarle cosas "malas o negativas" a los demás con tu mirada, recordar que no es que seas malvado o que haya algo mal en ti, sino que te sientes mal, tienes ansiedad, tienes miedo, necesitas liberar tus emociones y conectar de nuevo con los demás desde la honestidad y transparencia. 

  3. Identifica qué es lo que quieres esconder de ti mismo, qué es lo que no quieres que vean, para que empieces un trabajo de auto aceptación y enamorarte de ti mismo al grado de que te gustes a ti, te ames y no llegues a sentirte tan desconfiado cuando están los demás. 

  4. Pero antes de que eso suceda, olvídate de la expectativa de que "Tengo que sentirme confiado y perfecto ante los demás", olvídate de compararte con otros, de ponerte reglas de comportamiento de cómo tienes que hablar, mirar, moverte y caminar. Simplemente ve probando el dejarte ser más natural. 

  5. Aprende a lidiar con las sensaciones incómodas del miedo y la ansiedad cuando aparecen, para que poco a poco te vayas exponiendo a mirar a los ojos, a la par de que relajas y sueltas. Para esto, la práctica de la aceptación y relajación te ayudarán mucho, o sea, el paso 1 y 2 de nuestro método. 

  6. Visualízate, antes de que vayas a salir o ver a alguien más, trata de cerrar tus ojos y visualizarte exponiéndote a mirar a los ojos mientras que te sientes tranquilo, mientras que te relajas... visualiza cómo te quieres sentir y genéralo en tu mente a través de la imaginación, para que tu cuerpo lo vaya sintiendo como real y en tu cerebro se vaya generando ese camino de creación de realidad. 

  7. Quítate la presión, puedes decirte a ti mismo "haré mi mejor esfuerzo pero si no miro a los ojos o si me siento incómodo al hacerlo pues que así sea", o sea, empieza por aceptar que así es esta situación en este momento, esfuérzate por hacer la visualización y las relajaciones, pero no le metas presión a "ahora sí, veré a todos en los ojos durante 10 minutos sin parpadear", recuerda, no es competencia.

  8. Ábrete a la conexión emocional, de verdad, si algo necesitamos al tener ansiedad es volver a abrirnos a la conexión emocional con los demás, eso nos hace sentir seguros, reales, humanos y con opciones para sentirnos mejor. Considera que quizás lo que estás necesitando es dejarte ver, compartir tus emociones con alguien más. Empieza poco a poco, con quienes tengas confianza, y verás que eventualmente encuentras la empatía y conexión que estás necesitando.

  9. Si tu incomodidad proviene por la alta empatía que tienes y por sentir mucho las cosas de los demás, entonces de cierta forma recuérdate a ti mismo "esos son los asuntos y emociones del otro, no me corresponden", mientras que le mandas toda tu mejor intención y actitud positiva, si tú le pones amor, a lo que sea que recibas de otros a nivel emocional, lo transformarás al menos para ti, pero quizás también influirás positivamente en el otro.

  10. Finalmente, déjate ser más natural, fluye... a veces estamos incómodos y no queremos ver a nadie, está bien... no veas a nadie... el punto es que dejes de luchar contigo mismo y vayas encontrando la paz interior que necesitas, a través de hacer las paces con lo que sientes y vives en este momento.

También puedes escuchar este audio donde te platico más acerca del miedo a ser visto y hablar en público.

En conclusión

Recuerda que detrás de cada miedo hay algún mensaje, aprendizaje sobre ti mismo por recibir y que el problema no es en sí lo que parece, sino quizás algo más profundo que estés necesitando atender, resolver y escuchar para sentirte más cómodo contigo y con los demás, y no sólo eso, sino poder disfrutar de esta experiencia humana de entrar en contacto con otros.

Psic. Fabiola Cuevas
¡Hola! Soy psicóloga y fundadora de desansiedad. Logré transformar la ansiedad en libertad y plenitud. Deseo compartirte mi experiencia y ayudarte a superar la ansiedad.

También podría interesarte...

Obten información gratuita sobre Desansiedad

¿Quieres estar más en contacto con nosotros,
y recibir información de valor en tu correo electrónico?
Hemos recibido tu información con éxito. :)
Oops! Puedes intentarlo más tarde

En Desansiedad, te ayudamos a transformar la ansiedad en libertad

¡Comienza hoy a aprender qué es la ansiedad y que puedes hacer para sentirte bien! Únete a las miles de personas, que han descubierto el propósito de la ansiedad en su vida.
Sí, quiero empezar hoy