Que hacer con los ataques de ansiedad, curso gratis

¡Hola! Soy Diana, y superé la ansiedad

La ansiedad es de lo mejor que te ha podido pasar, pues tiene un mensaje para ti, el cual si lo escuchas, mejorará tu vida.
Puedes conectar conmigo en Instagram: @cuidomimente

La ansiedad y yo

Mirando hacia atrás puedo ver que la ansiedad lleva muchos años manifestándose en mi vida, mandándome señales para que la oiga. Para ese entonces no sabía que se trataba de ansiedad, ni qué debía hacer una pausa para oir su mensaje.

Así que cómo pude silencié e ignoré todas esas señales. Hasta que un día de diciembre de 2016 la ansiedad decidió manifestarse a través de una señal más intensa que cualquier otra que hubiese experimentado: un ataque de pánico.

Los ataques de pánico se volvieron recurrentes. Mis pensamientos me aseguraban que algo estaba mal conmigo. Mi apetito se había ido. Los ataques de ansiedad me despertaban en el medio de la noche y por eso me daba miedo quedarme dormida. Aún seguía sin saber que todo lo que estaba experimentando tenía un nombre. Me hice exámenes, fui a médicos y todo aparentemente estaba bien. Pero nunca nadie mencionó qué se trataba de ansiedad.

En medio de mi desesperación comencé a “Googlear” los síntomas. Así fue como descubrí lo que me pasaba. Saber que lo que tenía se trataba de ansiedad me dió cierta sensación de alivio y precisamente en ese momento, sin saberlo, comencé a embarcar en ese trayecto de aprendizajes que la ansiedad trajo a mi vida.

¿Cómo me ayudó Desansiedad?

Una de las enseñanzas fundamentales que ayudó en mi proceso y que Desansiedad me transmitió fue el de indagar para descubrir el mensaje que la ansiedad traía a mi vida. A partir de ahí comencé a ver la ansiedad de una manera diferente, con esperanzas, pude ver un camino de salida para lo que se había convertido en una completa pesadilla.

A través de la comunidad de Desansiedad, sus recursos, y su programa en línea Dale Alas a La Ansiedad pude comprobar que no estaba sola, que tener emociones y sentirlas es de humanos, que la respuesta siempre está en no resistirnos a nuestra experiencia y que nuestro cuerpo esta completamente equipado para sanar todo lo que necesitemos.

¿Qué mensaje me trajo la ansiedad?

La ansiedad me obligó a conocerme, a descubrir lo que genuinamente hace feliz a mi alma y a identificar lo que no tanto. Me enseñó que para seguir mis sueños y sentirme libre debo dejar de pensar en el “que dirán” ya que muchas de mis preocupaciones se desenvolvían a partir de esa pregunta.

Me enseñó que debo dejar fluir y aceptar radicalmente todo tal como es. Lo bueno y lo malo también. Que es imposible tener siempre el control. Y ésto aplica para todo: situaciones, planes, emociones, sensaciones, pensamientos… Aprendí que el momento de vivir es aquí y ahora; no es lo que pasó hace un tiempo o lo que podría pasar. Únicamente en el ahora es donde puedo comenzar a crear una nueva realidad.

Aprendí que mi diálogo interno siempre jugará un papel esencial en mi vida. Por eso debo trabajar en él y una excelente manera de hacerlo es siendo compasiva conmigo misma. Entendí que yo no soy mis pensamientos y por eso puedo dejarlos pasar sin identificarme con ellos.

Me enseñó que yo siempre seré mi mejor hogar. Que Dios ha puesto dentro de mi todo lo que necesito para sentirme bien y que yo sólo debo confiar plenamente y aprender a utilizarlo.

¿Ahora quien soy?

Ahora *no* soy una persona que descubrió la fórmula mágica para dejar de sentir emociones negativas por toda la eternidad. Pero si soy una persona que sabe llevar toda ésta experiencia de una mejor manera: entendiendo que tener emociones es de humanos, dejándo la resistencia a un lado, permitiéndome sentir por muy incómodo que sea, recordándome que todo es pasajero, anclándome en el presente a través de mi respiración y siendo muy, muy compasiva conmigo misma.

Me convertí en una persona que habla abiertamente acerca de la salud mental y de mi experiencia con la ansiedad. Antes quería ocultarlo. Me daba miedo lo que otros pudieran pensar. Pero descubrí que al hablarlo no sólo me siento libre sino que también puedo conectar y ayudar a otras personas que puedan estar pasando por algo similar.

Finalmente aprendí a soltar el control, a dejar las expectativas y a confiar siempre en lo que Dios y la vida tienen preparado para mi.

Sigamos en contacto

Durante ésta travesía, pude darme cuenta de que hay muchas personas pasando por la misma situación. Generalmente, lo hacemos en silencio por el miedo a las opiniones de los demás. Es por eso que para mi se ha vuelto un propósito de vida hacer todo lo que esté a mi alcance para normalizar las conversaciones acerca del tema de la salud mental.

Es por eso que cree un pequeño espacio, una ventana donde cuento mi experiencia y todo lo que sigo aprendiendo en éste camino. Puedes conseguirme como CuidoMiMente en Instagram. Para mi será un honor que formes parte de mi comunidad.

Por último pero no menos importante, si llegaste hasta aquí quiero que sepas tres cosas: que no estás solo, que si te vas a volver a sentir mejor y que pronto mirarás hacía atrás y con orgullo descubrirás lo fuerte que siempre has sido.

recursos

Te dejo una serie de enlaces y recursos que a mi me han ayudado y que estoy seguro te podrán apoyar en tu camino.

Dale alas a la ansiedad

Comienza un tratamiento psicológico en línea

Terapia en línea

Entra a un proceso terapéutico con un experto

eBook gratis

Descarga "Lo primero que necesitas saber de la ansiedad"

Curso gratis

Accede al curso "Pierde el miedo a los ataques de pánico"

si has llegado hasta aquí, toma acción

Transforma la ansiedad en libertad

Empieza hoy el programa terapéutico en línea Dale alas a la ansiedad

¡Sí, quiero empezar!